Recetas saladas Recetas saludables

Patatas “Fritas” crujientes al horno

2 febrero, 2017
Patatas "Fritas" crujientes al horno

Las patatas “fritas” crujientes al horno son muy sencillas de hacer además de más saludables que si las hacemos en abundante aceite de oliva.

Son una buena alternativa para conseguir unas patatas muy crujientes como si las hubiésemos hecho en freidora pero con poquísimo aceite y por tanto además de estar igualmente deliciosas son más sanas.

Sé que no son fritas y por eso lo he nuestro entre comillas. Simplemente es para que sepáis que quedan igual de crujientes por fuera pero hechas al horno.

Además ensuciaremos menos y son más sencillas de hacer.

Son ideales para todos aquellos que os gusta acompañar vuestras comidas con patatas pero no queréis abusar de los fritos. Las opciones en el horno quedan igual de sabrosas y con menos calorías y más saludables.

Os recomiendo que para hacer estas patatas crujientes uséis la variedad que podéis encontrar en el supermercado que son para freír, así ps quedarán más ricas, ya veréis.

Yo ya me he acostumbrado a preparar las patatas siempre así, sobre todo porque me da menos pereza hacerlas, además las lavo bien y no las suelo pelar, pero eso va a gustos.

Patatas "Fritas" crujientes al horno

Ingredientes :

Patatas cantidad al gusto (yo suelo usar 3 medianas por persona)

Sal

Romero

2 cdas Aceite de oliva

Patatas "Fritas" crujientes al horno

Preparación :

Primero precalentamos el horno a 200ºC.

Lavamos bien las patatas ya que en mi caso las hago con la piel porque me gustan mucho más, también las podéis pelar.

Las cortamos como más nos gusten, yo las suelo hacer como veis en las fotos, en gajo pero podéis hacerlas en bastones como normalmente se suelen cortar las patatas fritas.

Una vez cortadas les echamos dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra.

Sal y romero al gusto. (Si no os gusta el romero echadle ora hierva o nada).

Las mezclamos bien para que se impregnen y las ponemos en una bandeja de horno con papel vegetal.

Bajamos el horno a 180ºC y las dejamos 30 minutos o hasta que veáis que se han dorado y están ya crujientes.

Hasta solas se pueden comer de lo ricas que están jeje aunque podéis usarlas de acompañamiento de algunas hamburguesas veganas, como la Big Mac vegana o la hamburguesa de remolacha.

Yo puse un poquito de salsa sriracha por encima pero es opcional ya que pica bastante.

Os recuerdo que podéis ver más recetas en vídeo en mi canal de Youtube.

También me podéis encontrar en instagram y Facebook.

Patatas "Fritas" crujientes al horno

Patatas "Fritas" crujientes al horno

Patatas "Fritas" crujientes al horno

You Might Also Like