San Wich

24 febrero, 2014

Otro de los bares a los que nos hemos hecho asiduos desde hace ya bastantes meses.
Lo descubrimos de pura casualidad en una de esas tantas noches, que empezábamos a dar vueltas y vueltas por el centro de Madrid sin saber dónde cenar.
Acabamos callejeando por Fuencarral y en la calle Hortaleza 78 dimos con este sitio.
Era muy muy pequeño pero nos llamó la atención, así que decidimos entrar. Y no nos decepcionó.

Es un sitio chileno, tan chiquitito, que como queráis ir a cenar más tarde de las 21:30h ya estará llenísimo, pero no desesperéis tienen otro local en el barrio de Malasaña, bastante más grande por cierto.
La comida muy buena, las hamburguesas bien hechas, al igual que los sandwiches y los perritos calientes. A un buen precio, teniendo en cuenta también el barrio en el que se encuentra.la foto 3 la foto 2 la foto 4 la foto 5 la foto 1